PEQUEÑOS GESTOS, GRANDES CAMBIOS

A propósito del texto que algunos habéis trabajado “El Sahara llegará hasta los Pirineos”, el tema del cambio climático, que hace tan sólo unos pocos años era cosa de pirados, charlatanes, gente revoltosa antisistema, etc., hoy preocupa y mucho a cada vez más número de personas. El mundo del cine esta siendo un gran aliado de esta lucha por salvar la Tierra intentando concienciar, en primer lugar, a quienes tienen poder decisorio, a los políticos; y como no, a la ciudadanía en general, porque todos podemos hacer algo para cambiar el rumbo de las cosas.

En esta línea de trabajo, en Hollywood el pionero fue Robert Redford, que lleva en esta lucha más de 20 años, al principio en una gran soledad e incomprensión. Hoy son “mogollón”. Los hay oportunistas, que ven en esto de sumarse al movimiento verde un modo de aumentar el prestigio de su persona y darse una publicidad añadida, y otros sinceros y que incluso ponen en juego su carrera profesional. En esta línea Leonardo DiCaprio estrenará próximamente un documental “La hora undécima” (“The eleventh hour”). Este documental, que sigue en la línea de “Una verdad incómoda” de Al Gore, recoge las tesis de Kenny Ausubel y Nina Simons, fundadores de Bioneers. Esta asociación ecologista, nacida en 1990, propone una restauración integral de la diversidad biológica de la naturaleza. Esta visión señala que las causas de la crisis ecológica están entrelazadas, y que las guerras, el consumismo o las desigualdades sociales son parte importante de ellas.

A veces pensamos que nosotros, los ciudadanos de a pie, no podemos hacer nada, pero no es cierto. Hace un año, más o menos, salió, en el mercado español, un libro muy interesante “Vamos a cambiar el mundo”. Sus autores confesaban que bullían de ideas y no tenían claro que podían hacer, pero al final se les ocurrió que Pequeñas Acciones x Mucha Gente = Grandes Cambios. Y a nada que lo pensemos resulta una verdad magnífica y estimulante.

El abanico es un gran invento

En este libro, que es más bien un manual de salvamento o un acelerador de ideas, propone cosas como:  

oponte a las bolsas de plástico, no dejes cargando tu movil más de lo necesario, baja un grado la temperatura de la calefacción de tu casa, stop al consumismo, ¿por qué no usar el abanico en vez de aumentar el aire acondicionado?,…y así toda una gama de pequeñas acciones que podrían dar resultados impensables si las realizaramos una gran mayoría. El libro supuso el inicio de un gran

Niégate a usar bolsas de plástico

movimiento a nivel  mundial que ha dado millones de respuestas en Internet a esta pregunta: ¿qué podemos hacer?. O esta otra que se le ocurrió a un educador inglés y que lanzó a la red: ¿que te gustaría que hiciera un millón de personas? y

las respuestas no se hicieron esperar:  plantar un arbol, no coger el coche, ponerse a dieta para adelgazar (mejora nuestra salud y consumimos menos)…..pon lo que quieras aquí y piensa lo que supondría si lo hiciera no un millón sino 20 ó 200 ó 2000,…? Se trata de tomar conciencia y mejorar nuestra educación ecológica y social y practicar “pequeños gestos”.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: